Por favor no hagas ni les digas esto a las drag. / Foto: WOW

¡Cuidado! Quizá a ti te parezca supercool quitarle la peluca, pero eso no está NADA padre. Aquí algunas cosas que no debes decirle ni hacerle a una drag.

El drag es un arte que cada día gana más y más admiradores gracias a los diversos concursos que han surgido en los últimos años. Pero algunas veces los fans no entendemos que hay cosas que NO debemos decirle ni hacerle a una drag queen.

En Homosensual entrevistamos a las drag queens Aurora Wonders,Lucila Merlo, Lila Vanilla y Carmiña para saber qué es lo que les molesta que les hagan o les digan. Así que, por favor, tomen nota.

Tocarles la cara

Este punto es básico y pareciera obvio, pero para muchas personas no lo es. Hay algo muy importante que debes saber: el maquillaje de una drag es sagrado. En serio, este requiere de mucho esfuerzo, trabajo e inversión. Si llegas y les tocas la cara puedes arruinar todo ese esfuerzo, por eso, por lo que mas quieras, NO lo hagas. Hay otras formas de mostrarles tu admiración. 🙂

La cara de una drag es como una obra de arte, NO se toca. / Imagen: Giphy

Compararlas con otras drags

Más que molesto, esto puede llegar a ser insultante. Es chocante para una drag que la estés comparando con otras, sobre todo si lo haces para minimizar su trabajo o resaltar que el de otra drag es mejor. El drag es un arte, una forma de expresión, y como tal, cada una tienes su propio estilo y sello personal.

¿Qué? ¿Por qué crees que una drag se quiere parecer a otra? / Imagen: Giphy

Decirles: “¡Ay, es que te ves mejor de niño!”.

¿Es en serio? Perdón si tus cánones de belleza están muy elevados. El drag es una forma de expresión artística, entonces este comentario resulta ofensivo y degradante. Si según tú una persona se ve mejor out of drag está bien, pero mejor guárdate tus opiniones. Es como si dijeras que su trabajo es malo o se ve mal… y si así fuera, ¿a ti qué?

¿En serio? Por favor no hagas esto. / Imagen: Giphy

Tocarlas como si fueran un juguete

A ver, repite conmigo: “Las drags son amigas, no juguetes”. Es obvio que algunas drag queens se vean bastante llamativas, pero —al igual que con el maquillaje— el atuendo es un trabajo de horas y ¡a veces hasta de días! El vestuario puede ser delicado y tocarlo puede arruinarlo por completo. A algunas personas les da por agarrarles las nalgas o el pecho, ¡esto es muy incómodo! Imagina que alguien llega y hace eso contigo, seguro te molestaría. Aunque sean esponjas o relleno, ¡no lo hagas!

¡No tocar! Solo admirar. / Imagen: Giphy

Interrumpir su show

Aunque estés en el antro o en la fiesta, recuerda que muchas de ellas están trabajando. Que te subas al escenario aunque sea con buena intención y comiences a interrumpir su performance no está cool. Ellas prepararon ese acto con mucho esmero. Mejor disfruta el show y, cuando termine, entonces sí te subes con ella y se avientan un split juntos.

Es mejor admirar su show, te puedes sorprender. / Imagen: Tumblr

Arruinar su pelo

Después del maquillaje, el pelo de una drag es lo más sagrado; está en la biblia. Hay que tener mucho cuidado con esto, JAMÁS se te ocurra querer arrancarle la peluca a una drag, porque la cosa se puede poner fea. El pelo en el drag es parte de la magia para algunas drag queens, y si quitas esa parte rompes con ella. También hay que tener cuidado y no andar de tentones con la pela de las drag, porque como con el maquillaje, podemos echar todo a perder si lo agarramos.

“Soy un hombre”. Por favor no les quites la peluca ni intentes algo parecido. / Imagen: Giphy

Decir: “Te ves más mujer que yo”.

Esto es para ustedes, queridísimas chicas. Nunca le digan eso a una drag. El drag fue creado para romper estereotipos, así como para hacer crítica de los roles de género, entonces por favor no digan que una drag se ve mejor que una mujer. Además, esta afirmación es un tanto misógina y machista. ¿Quién dice cómo debe verse o no una mujer? ¡Ojo ahí!

¿En serio crees que una drag quiere o pretende ser una mujer? / Imagen: Giphy

Quitarles sus accesorios o vestuario

Aunque usted no lo crea, sí hay gente que se atreve a hacer esto. El ajuar de una drag y sus accesorios tienen una razón de ser, por estilo, temática, para realizar su performance, en fin. Entonces no se los quites por querer probar cómo se siente o porque crees que se te verían bien con tu outfit. Imagina que en una de esas se rompe la tiara y la iba a usar para un show, y pues por tu culpa ya valió.

Imagina que le quitas los pétalos, pues se queda sin show. / Imagen: Giphy

Preguntarle si anda montada

“Oye, ¿traes el pene doblado y pegado con cinta?”. ¿Verdad que no suena bonita esta pregunta? Entonces no la andes haciendo, eso es algo muy íntimo de una drag. Si anda o no montada es algo que a nadie le importa; algunas drag lo hacen, otras no, otras depende de la situación. La decisión de montarse es personal y lo deciden ellas. En serio, es como preguntarle a una mujer si trae toalla femenina.

“¿En serio, perra?” Por favor, esta pregunta es superincómoda, no la hagas. / Imagen: Tumblr

Lo que sí puedes hacer es recordarles lo hermosas que se ven, y echarles mil cumplidos y comentarios positivos.

¿YA LEÍSTE ESTO?
Hoy es el estreno de ‘La más draga 2’

Ahora ya lo saben, Homosensuales, por amor de Dior no hagan esto.

NOTA ESPECIAL: Jamás le digan “vestida” a una drag, JAMÁS.