Las etiquetas pueden dañar o beneficiar a la comunidad LGBT+ según el contexto. / Imagen: 99 Designs Free

Hay personas que se sienten identificadas con las etiquetas y hay otras que hasta las encuentran ofensivas. Te decimos si dañan o no a la comunidad LGBT+.

A lo largo de la historia se le ha llamado de muchas formas a los LGBT+. No obstante, en años recientes han surgido nuevas palabras para denominarnos. Estas, en su mayoría, han sido forjadas por la misma comunidad. Sin embargo, hay personas que no se sienten identificadas con ellas. Homosensual preguntó a un psicólogo y él nos respondió si las etiquetas dañan o no a la comunidad LGBT+.

*¡Apoya al periodismo LGBT+! Conviértete en suscriptor de Homosensual aquí.*

Fausto Gómez Lamont es responsable del Colectivo de Estudios de Género de Suayed UNAM FES Iztacala. Él nos responde si una etiqueta es dañina y cuándo es válido usarla. De acuerdo a lo que nos comentó, muchos términos que se utilizan para referirse a los LGBT+ han tenido un origen despectivo. Sin embargo, la comunidad tomó estas palabras y les dio un significado de lucha.

Asimismo, hay muchas personas que no se sienten identificadas con estos vocablos, lo cual es válido. Y del mismo modo, hay individuos que no solo se sienten a gusto con estas palabras, sino que están orgullosos de ser llamados de esta forma.

Algunas palabras se han convertido en sinónimo de lucha. / Foto: Diario de Cuyo

¿Las etiquetas son dañinas o benéficas?

La respuesta es ambas, pero depende del contexto. Las etiquetas son dañinas cuando se utilizan de forma despectiva contra una persona. Los escenarios para que esto ocurra son muchos. Puede ser que un individuo no se sienta identificado, que no le guste ser llamado así, que le parezca ofensivo, etc. La clave aquí está en que la persona no da el consentimiento para ser llamada de cierta forma.

Luego entonces, las etiquetas resultan positivas cuando a alguien le gusta ser llamado así. Si una palabra hace sentir bien a una persona entonces es válido referirse a ella de esta forma. Fausto insiste en que todo está en la autorización del individuo para que se refieran a él de cierto modo.

Algunas personas se sienten cómodas con ciertas palabras, otras no, y las dos situaciones son respetables. / Imagen: Tumblr

¿Cuándo no es bueno usar etiquetas?

La respuesta es fácil: cuando una persona se siente ofendida. Si al referirse a alguien se utilizan palabras con una connotación despectiva, aunque la etiqueta sea positiva pierde todo su valor.

La recomendación de Fausto Gómez Lamont es preguntar o prestar atención a cómo le gusta a cada persona que se refieran a ella. Asimismo, también se puede preguntar a alguien si se siente cómodo o no cuando utilizan alguna palabra para denominarlo.

Ahora ya lo saben, homosensuales, las etiquetas pueden dañar o resultar positivas para las personas, todo depende del contexto.