Una pareja gay regia fue discriminada por entrar a un restaurante tomada de la mano. / Foto: Especial

Una pareja de chicos fue víctima de homofobia y discriminación por parte del dueño de un establecimiento en Monterrey, Nuevo León.

Una pareja de jóvenes gays fue víctima de discriminación en Monterrey, Nuevo León. Los hechos ocurrieron el pasado 30 de abril cuando los dos hombres ingresaron al restaurante llamado Pozole y Tacos Regio Express, ubicado en la colonia San Jerónimo del municipio neoleonés. El motivo del acto homófobo y discriminatorio fue que los chicos ingresaron al lugar tomados de la mano. Esto provocó comentarios homofóbicos del dueño del lugar y que los corriera del establecimiento.

En un video que circula en Facebook se ven los momentos después de que el dueño ha obligado a la pareja a salir del restaurante. Acompañados de un oficial de la policía, los hombres solicitan al sujeto que los sacó del lugar que les indique su nombre, no obstante este se niega y solo dice que es «Pedro» y que es «el dueño».

Mientras el oficial solicita una explicación al hombre por su acto de discriminación, él simplemente dice que los sacó «por andar puteando» y que «de la manita no los va a atender». Luego de esto, el gendarme le indica que su acción corresponde a un delito, a lo que el hombre responde burlándose. Ojo: este acto sí representa un delito, pues el artículo 149 Ter. del Código Penal Federal castiga la discriminación con 1 a 3 años de prisión. Asimismo, el principio general del derecho Ignorantia juris non excusat dice:

¿YA LEÍSTE ESTO?
Estudio confirma que VIH indetectable es intransmisible

El desconocimiento o ignorancia de la ley no sirve de excusa para su cumplimiento.

Este es el video de los hechos:

Dueño de restaurante Pozole y Tacos Regio San Jerónimo corre a pareja del mismo sexo por “entrar de la mano puteando” al local.

Posted by Alex Pepe Ale on Tuesday, April 30, 2019

Nuevo León y su compleja situación con los LGBT+

El panorama para la comunidad LGBT+ en Nuevo León no es tan alentador. Lograr que el matrimonio igualitario fuera legal en la entidad fue producto de una ardua lucha. Para que la unión entre personas del mismo sexo se hiciera realidad, la Suprema Corte de Justicia de la Nación tuvo que intervenir, pues el Congreso del estado no estaba dispuesto a validar el matrimonio homosexual.

¿YA LEÍSTE ESTO?
Liberan a joven que habría sido llevada a ‘terapia’ de conversión

No obstante, a pesar del dictamen de la Corte, grupos conservadores y religiosos como el Frente Nazional por la Familia se manifestaron en contra de los derechos LGBT+. En un hecho ridículo y arcaico, miembros de estos colectivos solicitaron al gobernador Jaime Rodríguez y al Congreso que se invalidara la decisión de la SCJN.

Asimismo, el informe Violencia, impunidad y prejuicios; Asesinatos de personas LGBTTT en México, publicado por Letra S, informa que de 2013 a 2017 en el estado de Nuevo León se cometieron 16 crímenes de odio.

Miembros de grupos religiosos a las afueras del Congreso. / Foto: Animal Político

Pero no todo son malas noticias para los LGBT+ de Nuevo León. A raíz de la aprobación del matrimonio igualitario, el juez Reynold Gutiérrez ha apoyado a las parejas homosexuales que desean contraer nupcias. Él hace que los trámites sean menos burocráticos y libres de discriminación y homofobia.

¡Exigimos que se respeten nuestros derechos! La orientación sexual e identidad de género no deben ser motivo de odio ni de violencia.