Hace ya más de un par de décadas que la homosensualidad y yo nos llevamos de la mano.

Si así como yo te diste cuenta de tu orientación homosensual desde la niñez, seguro que te sucedió alguna de estas cosas:

Regresar

1. Veías los Power Rangers para ver al Rojo.

¡Oooooh Jason! él fue mi primer crush, y aunque en aquel entonces yo desconocía de atracción o cualquier cosa similar, sí me hacía sentir como «cosquillitas» ¿y cómo no? O sea, tank-top much? Bíceps much?… Para ser justos también la Power Ranger Rosa se me hacía bonita… ahora entiendo que además de ser gay, siempre vivió una drag queen dentro de mí.


Regresar

*Lo vamos a dejar en 10, por que esto se está poniendo muy real y ya no sé si reír o llorar, comenten si se recuerdan de otro*

Así que felicidades, si te identificaste con esto no sólo significa que eres demasiado viejo para ser millennial y demasiado chavo como para ser chavorruco, también significa que eres más gay de lo que te imaginabas. ¡Sigue así!

Tienes que leer también: