¿Está bien o mal informar en apps de ligue que vives con VIH? / Foto: Tumblr

Buscamos testimonios de personas que viven con VIH para conocer cómo se relacionan con las aplicaciones de ligue, un tema poco discutido.**

No importa que alguien no sepa de mi diagnóstico porque lo tengo controlado hace mucho tiempo. Me cuido mucho. No quiero arriesgar mi seguridad dejando que todos sepan que vivo con VIH. Las personas aún no lo entienden y eso es un problema.

Las palabras son de Esteban*, usuario recurrente de aplicaciones de citas para hombres y diagnosticado con VIH en el 2014. Su posición es la de cientos de personas que deciden no hacer visible su diagnóstico.

Las personas que viven con VIH dicen defender su derecho a la privacidad para no revelar su diagnóstico / Foto: Homosensual

Así lo plantea Antonio, un bogotano de 26 años y diagnosticado con VIH en el 2016. Sabe bien lo que es el rechazo en razón de su condición. Pero dice preferir mil veces un encuentro sincero y seguro a exponer su vida. Y la de los demás. Es usuario de Scruff, y deja bien claro en la descripción de su perfil que vive con el virus:

Es que no lo hago por los demás, lo hago por mí mismo. Yo creo que las personas que conocen de qué se trata el virus, que saben que ya no es una razón para morir, que conocen la efectividad de los tratamientos, son las personas que “pasan el filtro” de seguridad. O sea: saben a qué se exponen, y por eso van con herramientas para cuidarse. Eso me da muchas garantías a mí. Finalmente disfrutamos los dos.

Las dos opiniones sinceras hacen parte de un debate que no se ha empezado a tocar con la rigurosidad que debería; las libertades personales y el derecho a la privacidad versus la integridad individual y el derecho a la información. No pretendemos estigmatizar para unos u otros usuarios el uso de las apps de ligue.  Lo cierto es que la decisión individual de informar si vives con VIH tiene tanto de efectiva como de masiva.

Las personas que viven con VIH pueden contribuir a combatir el virus. / Foto: The Objetive

Ahora que celebramos el Día Mundial de la Lucha Contra el SIDA, ¿por qué no contribuir un poco más a eliminar el estigma y disminuir los riesgos?

No estamos solos

Hablar de estadísticas rigurosas en cuanto a infecciones de transmisión sexual a través de aplicaciones es muy relativo. Alguien puede no mencionar que vive con VIH, estar en estadio de indetectabilidad y aun así cuidarse, situación que minimiza el riesgo de transmisión. Otras personas que incluso no tienen la menor idea de que viven con el virus, deciden nunca cuidarse.

Mira también: 8 grandes errores que cometemos al hablar de VIH

Conocer, entonces, las cifras de nuevos casos de VIH a través de estos espacios es una tarea bastante compleja. Pero hay un punto importante a tener en cuenta. Y ese es que en las apps de homosocialización hay mayores probabilidades de transmisión. Esto se da por la naturaleza mayormente sexual de estas aplicaciones.

Hacer el sexo fácil

Si bien las apps de ligue tienen muchas connotaciones, es un hecho innegable que la mayoría de las personas buscan sexo. Pero lo que es importante preguntar es: ¿qué significa el sexo para cada persona?

La mayoría de las personas —vivan o no con el VIH— buscan sexo en estas apps. / Foto: Homosensual

Muchas veces, cuando las personas entran a estas aplicaciones, lo hacen por aprobación. Así lo menciona Esteban:

Es que es la posibilidad de encontrar algo “no serio”. Además, es mucho más fácil que decirle a alguien que se vive con VIH y esperar su aceptación. Yo creo que ese tipo de cosas se cuentan a alguien que valga la pena.

Pero también está el gran número de usuarios que están allí simplemente por satisfacción. Sandra Bello, magíster en psicología clínica y psicóloga de un centro especializado en atención a personas que viven con VIH en Bogotá, comenta que tal vez es lo único que les genera placer en un momento en sus vidas.

Hay gente que tiene tantas aflicciones emocionales que escapan de la realidad enfocándose en la sexualidad.

Y en las aplicaciones encuentran la forma más fácil de explotar esa sexualidad.

¿Quiénes lo cuentan y quiénes no?

Está el tipo de persona que informa en su perfil que vive con VIH y evidencia que es una de sus características. Para ellas, como en el caso de Antonio, representa un valor ─sorprendentemente─ de autocuidado. Una máxima expresión de su fuero interno.

Mira también: Querido amigo que vives con VIH 

La decisión de informar si vives con VIH es individual, pero afecta a otras personas / Foto: Elle (Getty Images)

Y por supuesto, está la persona que no menciona el hecho de que vive con VIH. Aquí entra en juego la aceptación desde la imagen, sin mayores “riesgos”. O una oda a la seguridad personal. Tal es el caso de Esteban:

Es que incluso es una garantía para no perder la autoestima. Uno se “libera” de una aprobación o no a partir de su estado de salud. A diferencia de entrar en una relación estable donde es mucho más necesario el que se tenga que informar.

¡Practica el sexo seguro! / Foto: Active Calendar

Hay un grupo de personas —mucho más reducido— a las que les gusta exponerse al riesgo. Se denominan “bugchasers” y buscan personas que viven con VIH para tener relaciones sexuales sin protección. Suena osado. Extraño si se quiere. Los cierto es que el riesgo de exposición genera tal grado de excitación que llegan incluso a pagar a una persona que vive con VIH para tener relaciones.

La valiosa posibilidad de elegir

A pesar de relacionarnos constantemente dentro de las aplicaciones, pocas veces nos detenemos a reflexionar cuánta gente se protege contra el VIH y cuánta gente no. Esto opina al respecto la psicóloga Sandra:

A mí, por ejemplo, el 90% de mis pacientes me dicen que usan preservativo. Pero entre ellos está el que me dice que sí lo usa y llega con sífilis. Para tener VIH basta con tener una relación sexual no protegida. Punto.

Y este es un tema de autocuidado, que hace parte de la lucha contra el SIDA. La psicóloga Sandra pregunta: si tienes la posibilidad de saber que estás expuesto al virus, ¿renunciarías a ese conocimiento?

Por supuesto que es difícil expresar que se vive con VIH, debido al estigma y la connotación trágica que carga el virus. Pero cuando sabes que la otra persona vive con VIH, tienes la posibilidad de seguir y cuidarte, disfrutando aún más al saber que no te expones. Esta es la valiosa posibilidad de elegir, asegura Sandra Bello:

Aun cuando no sabes que estás expuesto al virus, igual tienes esa maravillosa posibilidad. Con condón o sin condón. Informar o no informar.

Mira también: Este país latino superó a África en las cifras de personas con VIH

Si tú eres consciente de tu cuidado, ya eres consciente del cuidado del otro.

*El nombre de Esteban es falso. Fue solicitado por la persona que brindó su testimonio para proteger su identidad.

**Los fragmentos de testimonio fueron editados para brindar una mayor legibilidad.